Gabriel García Márquez y el mágico transculturado o realismo mágico

Publicado por Caroline Rahier aqui

Transculturación: fenómeno que ocurre cuando un grupo social recibe y adopta las formas culturales que provienen de otro grupo. La comunidad, por lo tanto, termina sustituyendo en mayor o menor medida sus propias prácticas culturales.

Como lo indica la denominación “transculturado”, la mayor ventaja de la escritura de Gabriel García Márquez resida en su capacidad a mezclar en sus relatos prácticas culturales tanto occidentales como indígenas. De allí le viene su reputación por Cien años de soledad. Pero en la época de la redacción de sus novelas este recurso narrativo no constituye nada de azaroso o lúdico. En efecto por una preocupación de renovación o revolución literaria a la cual aspira el autor, esa mezcla tiene una función de posición política en cuanto a la creación de la cultura latino americana que vincula gracias a la influencia de la figura del intelectual presente en la sociedad en esa época.
En el cuento Un señor muy viejo con unas alas enormes escrito en 1967 vamos a poder destacar en qué medidas, y con qué recursos narrativos el autor consigue a sugerir una crítica de ciertos aspectos de la cultura europea o al contrario revindicar rasgos indígenas. Aunque este relato se inscriba ya en la decena decadente de esa “esperanza de revolución”, eso no impide destacar la crítica bastante fuerte de la religión católica, del capitalismo y de esa supuesta “legitimidad referencial” europea.

Como a su costumbre García Márquez nos presenta un mundo en el cual los elementos fantásticos y sobrenaturales no son percibidos así, sino como hechos de la vida cotidiana y totalmente posibles.
En Un señor muy viejo con unas alas enormes, el autor nos cuenta la historia de un ángel que cae en el patio de la casa de un matrimonio que ignora la naturaleza de este ser. Deciden entonces encerrarlo en el gallinero y preguntar a una mujer, que lo sabe todo, quien es. A partir del momento en el cual se sabe que es un ángel, este va a suscitar la curiosidad de toda la región, incluso hasta cristianos en busca de milagro para curar sus enfermedades. Sin embargo un día la transformación de una mujer en araña destrona el interés por el ángel. Después de unos años el ángel recupera para poder volver a volar y consigue escaparse, lo que resulta ser un alivio para todos.

El autor consigue hacer una crítica de la religión católica con un recurso bastante fácil que se traduce por el desprecio de los símbolo de esta; crítica diferentes símbolos .En efecto García Márquez ridiculiza la religión primero caricaturando al ángel, y cambiando su papel de protector en anunciador de la muerte. “—Es un ángel —les dijo—. Seguro que venía por el niño”. La crítica del ángel es la más explícita y extensa presente en el texto:
Primero describe al ángel de condición vieja y de mal estado, “Le quedaban apenas unas hilachas descoloridas en el cráneo pelado y muy pocos dientes en la boca, y su lastimosa condición de bisabuelo ensopado lo había desprovisto de toda grandeza. Sus alas de gallinazo grande, sucias y medio desplumadas, estaban encalladas para siempre en el lodazal” y va hasta animalizarlo “con un azaroso aleteo de buitre senil”, “sus alas no eran de ángel sino de murciélago sideral”.
Segundo dice que según la vecina, que lo sabe todo, que los ángeles hacen parte de una conspiración y así el autor considera la religión como un engaño. “ángeles de estos tiempos eran sobrevivientes fugitivos de una conspiración celestial”.
Tercero disminuye al ángel también parodiando sus actos, que al final relaciona con bromas. “Además los escasos milagros que se le atribuían al ángel revelaban un cierto desorden mental, como el del ciego que no recobró la visión pero le salieron tres dientes nuevos, y del paralítico que no pudo andar pero estuvo a punto de ganarse la lotería, y la del leproso a quien le nacieron girasoles en las heridas. Aquellos milagros de consolación que más bien parecían entretenimientos de burla”.
En resumidas cuentas, en la historia el autor realiza una especie de sinécdoque entre el ángel y la religión católica. Usa la figura del ángel para referirse a la religión y así poder atacarla de manera más discreta. “porque entonces ya no era un estorbo en su vida, sino un punto imaginario en el horizonte del mar”, “era una desgracia vivir en aquel infierno lleno de ángeles”. Como si, si no existiera la religión el mundo sería mucho mejor.

Además de eso satiriza también los creyentes cristianos atribuyéndolos enfermedades ridículas pero que son para ellos “graves”. “Vinieron en busca de salud los enfermos más desdichados del Caribe: una pobre mujer que desde niña estaba contando los latidos de su corazón y ya no le alcanzaban los números, un jamaiquino que no podía dormir porque lo atormentaba el ruido de las estrellas, un sonámbulo que se levantaba de noche a deshacer dormido las cosas que había hecho despierto, y muchos otros de menor gravedad.” Estos mismos ven la religión como una respuesta a todos los problemas y acaban siendo unas personas que no actúan. “y habían hecho toda clase de conjeturas sobre el porvenir del cautivo. Los más simples pensaban que sería nombrado alcalde del mundo. Otros, de espíritu más áspero, suponían que sería ascendido a general de cinco estrellas para que ganara todas las guerras. Algunos visionarios esperaban que fuera conservado como semental para implantar en la Tierra una estirpe de hombres alados y sabios que se hicieran cargo del Universo”

Luego el personaje del cura también sufre una crítica. Aprendemos que no siempre fue cura sino leñador. “Pero el padre Gonzaga, antes de ser cura, había sido leñador macizo”. Con esa descripción García Márquez nos explica que cualquier persona puede llegar a este cargo y así, al final, el cargo ya no tiene tanto prestigio como parece tener en la realidad religiosa.
Otra critica que consigue el autor, a través esa vez, de los símbolos religiosos y más precisamente del cura es el supuesto poder de Europa en cuanto a la verdad o realidad. A través del cura vemos que es Europa que está considerada como referencia de la verdadera verdad; Europa tiene la respuesta a todo. “Sin embargo, rometió escribir una carta a su obispo, para que éste escribiera otra a su primado y para que éste escribiera otra al Sumo Pontífice, de modo que el veredicto final viniera de los tribunales más altos”.
Pero otra vez, esa realidad sufre una crítica, esa respuesta dada por “los tribunales mal altos” es muy cartesiana y empírica y denuncia la visión de la religión como una ciencia que se puede demostrar“. El tiempo se les iba en averiguar si el convicto tenía ombligo, si su dialecto tenía algo que ver con el arameo, si podía caber muchas veces en la punta de un alfiler, o si no sería simplemente un noruego con alas”.
Incluso el cura se ve influido por esa visión del mundo. “Argumentó que si las alas no eran el elemento esencial para determinar las diferencias entre un gavilán y un aeroplano, mucho menos podían serlo para reconocer a los ángeles” Como si Europa pudiera influenciar a la gente con la religión, como si la religión fuera una contaminación por la percepción del mundo.

Luego, última crítica presente en la historia es la del capitalismo europeo, o tendencia al mercantilismo. En la historia Elisenda tiene la idea de hacer pagar la gente para poder ver al ángel. “Elisenda, con el espinazo torcido de tanto barrer basura de feria, tuvo entonces la buena idea de tapiar el patio y cobrar cinco centavos por la entrada para ver al ángel”. Así El autor nos lleva a pensar que en nuestros días cualquier cosa es pretexto para hacer dinero y hasta tal punto que la religión está contagiada por ese capitalismo(consigue ganar dinero gracias al ángel).

P1050865 (2)

Zona natural de la Patagonia Chilena en peligro por el Capitalismo !! PROYECTO HIDROAYSEN INFORMATE !!

Zona natural de la Patagonia Chilena en peligro por el Capitalismo !! PROYECTO HIDROAYSEN INFORMATE !!

Este aspecto esta reforzado por los actos de la gente que viene a ver el ángel. En efecto esos “creyentes” capaces de imaginar lo mejor son al contrario incapaces de tratar correctamente al ángel por cuestión de “voyeurisme” y lo tratan como animal de circo. “como si no fuera una criatura sobrenatural sino un animal de circo.” Ese mal de nuestro mundo, hipocresía, o el “qué dirán”, llamadlo como queréis, esta también desvelado gracias a Elisenda. Después de haber ganado mucho dinero ella se va a comprar de las mejores o mejor dicho más codiciadas ropas y así contribuir al consumismo y el afán por “lo que no tengo”. “Elisenda se compró unas zapatillas satinadas de tacones altos y muchos vestidos de seda tornasol, de los que usaban las señoras más codiciadas en los domingos de aquellos tiempos”.

Para acabar, para realizar todas esas críticas de la manera más provocadora el autor realiza una síntesis digna del transculturismo, mezclando elementos europeos como la religión católica el capitalismo y elementos fantásticos heredados de las creencias indígenas (realismo mágico). Nos cuenta una historia en un mundo en el cual esos elementos indígenas: mujer araña, mujer que lo sabe todo (como bruja), la invasión de cangrejos, parecen normales, y paradójicamente, para que todo esto parezca verosímil y posible utiliza unos recursos narrativos europeos llamados realismo y naturalismo lo que provoca un efecto de burla puesto que utiliza recursos europeos para criticar esa misma sociedad.

Para resumir podemos decir que la transculturación que utiliza Gabriel García Márquez en sus novelas o cuentos es una forma de posición política porque aunque haya una síntesis de dos puntos de vista emite opiniones francas y realiza una crítica sobres elementos culturales que le parecen “negativos” para la sociedad. Además con sus conocimientos indígenas, Gabriel García Márquez puede tener perspectiva con la vida europea y elegir los rasgos que quiere tomar o rechazar de ella o simplemente saber que existen diferentes visión del mundo y no solo una única. Así que el “mágico transculturado” es una manera que expresar sus opiniones como en política pero también de avisar a la gente de los posibles prejuicios de esa transculturación.

This entry was posted in Tema 2 and tagged , , . Bookmark the permalink.

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s